We are apologize for the inconvenience but you need to download
more modern browser in order to be able to browse our page

Download Safari
Download Safari
Download Chrome
Download Chrome
Download Firefox
Download Firefox
Download IE 10+
Download IE 10+

1988 Jambato negro del Páramo

REDESCUBIERTO EN 2016
Actualizado
REDESCUBIERTO EN 2016 | Actualizado
s20_jambato_negro

Imagen: Artimalia | Dibujo: Raúl Rodríguez mosiq | ©All rights reserved

Si estás pensando en usar contenido de Artimalia, no te precipites y consulta nuestro Aviso legal

Nombre científico: Atelopus ignescens.
Reino: Animalia. Filo: Chordata. Clase: Amphibia. Orden: Anura. Familia: Bufonidae.

Hábitat

Esta pequeña rana endémica de Ecuador fue muy común hasta la década de 1980, contándose por millares cerca de los arroyos, charcas y lagunas. Habitaba a lo largo de los bosques montanos, páramos, valles interandinos y en las zonas altas de las principales cordilleras de Los Andes ecuatorianos, desde la provincia de Imbabura, al norte, hasta las provincias de Chimborazo y Bolívar, al sur. También solía encontrarse en áreas urbanas periféricas de ciudades como Latacunga y Quito. A este anuro se le consideraba parte importante de poblados y zonas rurales y los lugareños lo identificaban con agrado como una presencia cotidiana.

Descripción

El tamaño promedio del macho está en casi los 3,8 cm de longitud, y la hembra, levemente mayor, alcanza los 4,25 cm. La especie está dotada de una serie de características que la hacen llamativa y exótica: su cuerpo robusto presenta una coloración negra azabache en el dorso y los laterales, con presencia de pequeñas verrugas redondas. Dadas las condiciones de su medio, sus extremidades son cortas y en vez de estar preparadas para saltar están adaptadas para caminar y nadar en ríos torrentosos a diferencia de otras especies similares. El vientre es arrugado y en tonalidades que van desde naranja brillante a rojo intenso; ignescens, el epíteto de su nombre científico, deriva de la palabra en latín ignescere que significa «coger fuego», presumiblemente por el color naranja-rojo de su vientre.

Es un anfibio de hábitos diurnos que se oculta en las horas más calurosas. Cuando se reproducía en su hábitat, prefería las corrientes de aguas cristalinas y altamente oxigenadas de ríos y arroyos. La hembra depositaba alrededor de 1.200 huevos.

Causas de su declive

En el pasado, esta especie fue abundante en todo su rango geográfico y, aunque no se conoce con total convicción cuál ha sido el acontecimiento que en tan pocos años ha provocado la extinción súbita de este y otros muchos anfibios, los estudios señalan el cambio climático como causa determinante. El clima inusualmente cálido y seco destruye el sistema inmune de las ranas, y es este momento de debilidad el que aprovechan los patógenos, parásitos u hongos. Es el caso de la quitridiomicosis, una enfermedad fúngica producida por hongos de la división Chytridiomycota. La acción de este patógeno cutáneo parece haber provocado el colapso brusco de la especie.

Más causas reconocidas son la pérdida de hábitat debido a las actividades agrícolas y los incendios en los páramos que han contribuido a su disminución poblacional. Otra razón, aunque se presume de menor impacto, es la introducción de especies predadoras como la trucha. También hay constancia de que en el pasado el jambato negro se utilizaba para la medicina tradicional, sin embargo no hay registros de su uso a día de hoy.

Redescubrimiento

La Lista Roja de la UICN le consideró extinto en la evaluación de 2004 porque desde la fecha de su último registro, el 30 de marzo de 1988, no había vuelto a mostrar signos de supervivencia a pesar de los numerosos esfuerzos de búsqueda. Sin embargo, la comunidad científica internacional lanzó una intensa campaña para provocar su redescubrimiento y, sorprendentemente, en abril de 2016 un niño ecuatoriano y su familia lograba localizar una subpoblación dentro de su área histórica.

Estado actual

Es indudable que las reapariciones de anfibios como la del jambato negro del Páramo son un indicativo de esperanza. A él se suman otros reencuentros con especies que se creían extintas como la de Atelopus bomolochos, cercanamente relacionada con el jambato negro y que volvió a aparecer en 2015 en la provincia de Azuay, en Ecuador. O el caso de Atelopus nahumae, una rana endémica de Colombia redescubierta en 2006. Pero no es momento de bajar la guardia porque sus poblaciones todavía no son lo suficientemente estables como para garantizar su supervivencia. Tanto A. ignescens como A. bomolochos están incluidas actualmente en la lista de especies en Peligro Crítico (CR) y A. nahumae se encuentra Amenazada (EN).

El paso inicial para la conservación del jambato negro es la protección del lugar donde fue localizado, realizar estudios sobre su historia natural y supervisar el estado de su censo poblacional. La reproducción en cautiverio del jambato negro se está llevando a cabo en el Centro Jambatu a partir de ejemplares adultos tomados directamente de la naturaleza y parece que los renacuajos resultantes son fuertes y se alimentan de forma adecuada. El objetivo a medio o largo plazo es devolver la especie a su medio original.

Como último dato, según el Ministerio del Ambiente del Ecuador, existen en el país en torno a 600 especies de ranas, de las cuales 186 están en riesgo de extinción. Se destaca la destrucción del hábitat, el cambio climático y la contaminación como los principales enemigos de estos anfibios.

Hazte eco de su historia compartiéndola

Contenido relacionado en nuestra web:

jambato

Blog: Especies Redescubiertas

Existen animales que, desafiando cualquier pronóstico, volvieron a aparecer en la naturaleza tras largos periodos creyéndose extintos. Visita nuestro blog y descubre algunas de estas especies que hicieron su reaparición y que se conocen como Especies Lázaro.

jambato_negro

Blog: Artimalia participa en la exposición de B. Ballengueé

Nos unimos a la obra del artista y biólogo Brandon Ballengueé en su instalación titulada «Frameworks of Absence» celebrada en the Armony Show de Nueva York. Entre las láminas y grabados expuestos se encuentra nuestro dibujo del Jambato Negro.

Contenido relacionado en nuestra web:

jambato

Blog: Especies Redescubiertas

Existen animales que, desafiando cualquier pronóstico, volvieron a aparecer en la naturaleza tras largos periodos creyéndose extintos. Visita nuestro blog y descubre algunas de estas especies que hicieron su reaparición y que se conocen como Especies Lázaro.

jambato_negro

Blog: Artimalia participa en la exposición de B. Ballengueé

Nos unimos a la obra del artista y biólogo Brandon Ballengueé en su instalación titulada «Frameworks of Absence» celebrada en the Armony Show de Nueva York. Entre las láminas y grabados expuestos se encuentra nuestro dibujo del Jambato Negro.

Esta web usa cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar